Tel: 91 112 62 53 | Paseo de la Castellana 95, Planta 16, 28046 Madrid

¿No estás de acuerdo con la indemnización?

¿No estás de acuerdo con la indemnización?

“En este mundo traidor/ nada es verdad ni mentira/ todo es según el color/ del cristal con que se mira”, decía Baltasar Gracián en el siglo XVII, en su Tratado sobre la Prudencia. Y aunque este jesuita escritor, influenciado entre otros por Séneca y Plutarco, hablaba en general, podemos centrarnos en lo concreto y trasladar su axioma al mundo del peritaje.

Un perito es un experto en un tema concreto y que tiene la capacidad técnica, entre otras funciones, para evaluar y decidir la cuantía concreta de una indemnización, ya sea en un accidente de tráfico, un incidente en el hogar u otro tipo de siniestros. En resumen, su objetivo es reparar el perjuicio que puede haber sufrido una persona.

Los grandes clientes de los peritos son las compañías aseguradoras. Ellas son las que les reclaman para analizar y tasar los incidentes. Y al perito se le supone objetividad e imparcialidad al realizar los estudios encomendados. Lo que pasa es que, en ocasiones, el cristal al que se refería Baltasar Gracián, puede cambiar la realidad a favor de alguno de los interesados.

No descubrimos nada nuevo si recordamos que las empresas aseguradoras tienen como objetivo legítimo ganar dinero. Nos ofrecen, en diferentes soluciones, la tranquilidad de reparar un futuro incidente que nos pueda ocurrir, a cambio de una cantidad de dinero prefijada. Para una aseguradora, la mejor fórmula es que no se produzcan siniestros.

Lamentablemente eso es imposible (y consecuentemente las necesitamos). Por ello limitan o deniegan las posibles indemnizaciones que se les reclaman. Un ejemplo: en lo que llevamos de año, se han reducido las indemnizaciones por accidente de tráfico en hasta un 50%. Esta situación tiene su origen en un cambio en la normativa y que las aseguradoras están aprovechando para pagar menos por la falta de información que existe sobre el tema.

¿TE INTERESA?   Reconstrucción de accidentes de tráfico. La figura del perito.

Lo que desconocen muchos asegurados es que, si están en desacuerdo con la valoración realizada por el perito asignado por la compañía, pueden recurrir a un segundo profesional. Para ello es fundamental rechazar la indemnización marcada, ya que, en caso contrario, se entiende la aceptación de la valoración.

En todo caso, es importante hacer hincapié en que no se trata de intentar que el perito actúe a nuestro favor. El perito, como decíamos unas líneas más arriba, es un profesional que tiene que proceder de manera independiente, recabando las pruebas necesarias para esclarecer un siniestro y determinar una valoración de la indemnización ajustada a la realidad.

El objetivo de una indemnización es que, en caso de siniestro, se restituya al asegurado a la situación previa al mismo. La compañía aseguradora lo que ofrece es un compromiso de servicio a futuro que está condicionado por el contrato firmado por las dos partes. Hablamos de un intangible. Se trata, en definitiva, de comprar seguridad.

Según datos de la Asociación Empresarial del Seguro (UNESPA), se producen 12 siniestros en algún comercio, hogar o industria de nuestro país cada minuto del día. Y cada 16 segundos se ocasiona un incidente con daños originados por el agua. Según las mismas fuentes, el plazo medio que tardan las aseguradoras en abonar las indemnizaciones es de 45 días.

Estas cifras nos dan idea del volumen de trabajo que tienen las aseguradoras y de la cantidad de indemnizaciones que deben tramitar. Pero eso no es excusa para que el asegurado reciba una cantidad justa que, al fin y al cabo, es lo que ha contratado.

¿TE INTERESA?   Deficiencias constructivas: informe pericial.
Soy fundador y CEO de Peritos Expertia. Desde que fundé Peritos Expertia, mi objetivo principal ha sido solucionar problemas, tanto a los particulares que se acercan a nosotros como a los profesionales del derecho/empresas que confían en nuestro servicio integral de asesoría técnico-pericial.

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*